Ayudar ayuda

Sep 21, 2020

Estancarse no es divertido. En el mejor de los casos es frustrante y en el peor, te hace dudar de ti mismo. Tristemente, también es medio inevitable. En todas las facetas de la vida tenemos momentos en los que sentimos que progresamos, que aprendemos, y luego, de la nada, freno seco. Un callejón sin salida. Y no es que ahora empeores, es simplemente que dejaste de avanzar. Llegaste a una meseta, dice la gente.

Y hay muchos consejos en línea sobre qué hacer en estos casos. Sin duda síganlos si creen que pueden ser útiles. En mi caso, me he dado cuenta de algo que me ayuda a progresar, y eso es —tal vez anti-intuitivamente— dejar de concentrarme en mí; ayudar a otros y dar una mano de vez en cuando. Esto, por supuesto, no quiere decir que solo debamos ayudar a otras personas por nuestro propio beneficio, pero últimamente he notado que es un buen valor agregado.

Así que, digamos que actualmente estás teniendo problemas con tu proyecto. No logras entender lo que necesita para llegar al siguiente nivel y ya llevas un tiempo en ese estado. Haces lluvias de ideas, intentas algunas cosas y nada. Estás oficialmente en un punto muerto, ¿verdad?  

Sientes agotamiento por la frustración, así que decides distanciarte un poco de tu trabajo, y luego recuerdas ese mensaje de tu amigo: Oye, tú entiendes de páginas web y eso, verdad? OK, ¿por qué no ayudar? Puede ser una buena distracción al menos.

Imágenes de tu amigo pidiendo ayuda

Bueno, ¡en realidad puede ser mucho más que eso!

Ayudar a otros literalmente quita el foco de ti y de lo que te preocupa, lo cual cambia tu estado mental y te permite trabajar mejor. Es por eso que a veces es sorprendente lo fácil que puede salir algo cuando ayudas a alguien, en contraposición a cuando lo haces por ti o bajo algún tipo de estrés.

Dar una mano también puede generar destellos de creatividad. Ver algo con ojos frescos, en oposición al proyecto que llevas viendo todas esas noches sin dormir, puede ser realmente inspirador. ¡Tal vez tu amigo, que no tiene mucha experiencia y no sabe bien cómo funcionan las cosas, tuvo una idea que con algunos ajustes puede ser genial! Es más, tal vez por no tener los conocimientos —y por ende la visión de túnel que viene con estos—, él tuvo una solución creativa al problema que tú no habías pensado. Solo le faltaban la experiencia técnica.

Por último, ayudar puede simplemente ser un buen descanso y un cambio de ánimo necesario. Como dije, estancarse puede ser frustrante y eso puede llevar fácil mente a un estado de animo irritable. Salirse de uno mismo y ayudar a otra persona a solucionar algo es genial porque, bueno, le solucionaste algo a otra persona, pero además es un gran estímulo para la confianza y el estado de ánimo. Ver a alguien agradecido por algo que hiciste, siempre trae alegría. De hecho, ver a alguien que simplemente pide tu ayuda ya debería llenarte de sentimientos positivos. Es validación de alguien más sobre tus conocimientos y tu habilidad en algo. Y sentir eso es increíble, sobre todo cuando uno está estancado.

Así que ayuda más. Sé solidario y empático. Podría ayudarte más de lo que crees.

const headerTagLinks = document.querySelectorAll('.js-header-tag-link'); for (x = 0, l = headerTagLinks.length; x < l; x++) { const lang = headerTagLinks[x].getAttribute('data-slug').split('-')[1]; const shouldRemoveLink = lang !== document.documentElement.lang; if (shouldRemoveLink) { headerTagLinks[x].remove(); } }