El reto con uno mismo

Apr 27, 2020

Hace unos años decidí embarcarme en un desafío que se llamaba (y creo que todavía existe y mantiene ese nombre) #Inktober. El desafío, para quienes no lo conocen, consiste en dibujar —usando tinta— todos los días del mes de octubre y cada día, por supuesto, publicar lo hecho en redes sociales. Eso significa que se deben hacer 31 dibujos. ¿Que cómo me fue? Bueno pues la verdad es que fallé. Pero incluso en la derrota hubo una lección, y en el proceso una victoria.

Ok, en el segundo párrafo puedo ser menos críptico. Sí, definitivamente no completé 31 dibujos en un mes. De hecho, no estuve ni cerca. Pero el reto reavivó una pasión que había tenido olvidada por bastante tiempo.

De niño disfrutaba mucho dibujar y pasaba horas intentando descifrar cómo hacer el pelo de Goku, o cómo se hacen los músculos con papel y lápiz. Pero empezaron a pasar los años, crecí, descubrí nuevos intereses y terminé abandonando la ilustración.

Por alguna razón llegué años después al reto de #Inktober. Compré nuevos materiales y decidí que iba a dedicarme 100% al desafío. Como mencioné, no logré dibujar 31 días seguidos. Pero sí logré hacer varias ilustraciones divertidas (si me permiten decirlo) y comencé a dibujar nuevamente y a apasionarme por eso hasta el día de hoy.

Mi primera entrega para el reto de #Inktober.

Por eso disfruto mucho de retos como #100DaysOfNoCode (o 100 días de No-Code, en español): te permiten mostrar tus habilidades, aprender nuevas cosas en el proceso, y lo más importante, ¡compartir lo que amas con otras personas que aman eso mismo! ¡Y otra cosa! Hay algo más que no mencioné antes: cuando se comparten estos desafíos, uno está poniendo la cara por su trabajo. No quiero decir con esto que todo lo que uno publique deba ser perfecto, pero si uno lo está compartiendo, mejor que sea motivo de orgullo esa publicación. Esto, entonces te da responsabilidad sobre tu trabajo, lo cual es genial.

Max Haining, creador del reto, lo escribió mejor que yo en la página de #100DaysOfNoCode (intentaré traducirlo lo mejor posible):

Es momento de que mi pasión por el no-code llegue al siguiente nivel.

¿Pero cómo?

Con aprendizaje práctico: usando las herramientas de no-code.

¿Pero cómo?

Recurriendo a la que es quizá la fuerza motivacional más fuerte que existe...responsabilidad pública.
#100DaysOfNoCode
Build your No-Code skills by committing to the #100daysofnocode challenge
Comprométete, se parte de algo nuevo y emocionante.

Eso es. Esas son las palabras mágicas: responsabilidad pública. Al aceptar estos términos de responsabilidad pública, estás subiendo la barra para ti mismo en lo que sea que quieras publicar. Esto —aquella cosa que vas a compartir— debe estar a la altura de tus estándares. Y esto suena obvio, pero si somos honestos, muchas veces hacemos cosas que no están a nuestra altura, como puede ser una página de inicio con la que molestamos a veces, o un diseño para una app, o lo que sea. Y son así porque no tenemos la obligación de mostrarlas a nadie. Pero no publicarías una mala foto de ti mismo en Instagram, ¿verdad? responsabilidad pública: lo mismo va para estos retos de redes sociales. Uno trae su mejor material, su equipo 1A.

Y cuando todos comparten la mejor versión de lo que pueden hacer, es emocionante, es inspirador; muestra lo que uno puede llegar a hacer, y muestra el camino ya recorrido también. Le deja a uno aprendizajes, retroalimentación, nuevos amigos, nuevas ideas y, sí, sé que también lo pensaste: nuevos seguidores. Así que si estás de ánimo, haz parte de este o cualquier otro desafío. Los chicos de NoCodeDevs, por ejemplo, están publicando unos retos semanales interesantes:

La decisión la tomas tú, pero, ¿qué es lo peor que podría pasar? Aprende a hacer cosas geniales con herramientas de No-Code y compártelas con el mundo.

const headerTagLinks = document.querySelectorAll('.js-header-tag-link'); for (x = 0, l = headerTagLinks.length; x < l; x++) { const lang = headerTagLinks[x].getAttribute('data-slug').split('-')[1]; const shouldRemoveLink = lang !== document.documentElement.lang; if (shouldRemoveLink) { headerTagLinks[x].remove(); } }