¿Qué son los desarrolladores ciudadanos?

Jun 21, 2021

Los desarrolladores ciudadanos son personas que, sin formación formal en informática o ingeniería de software, utilizan la tecnología para avanzar en sus metas y, déjenme decirles, están cambiando el juego. El arquetipo tradicional de emprendedor es el de alguien que tiene una gran idea y luego se rodea de otras personas para construir esa idea. Los desarrolladores ciudadanos encuentran la manera de convertir sus ideas en realidad aprovechando todas las herramientas disponibles en Internet hoy en día.

Este tipo de personas, según Gartner, son empleados "que crean capacidades de aplicación para su consumo o el de otros, utilizando herramientas que no están activamente prohibidas por las unidades de TI o de negocio". Un artículo de Forbes los describe como "individuos dentro de una empresa que tienen acceso a un entorno de desarrollo visual integrado (IDE, por sus siglas en inglés). Dentro de este entorno, el desarrollador ciudadano es capaz de utilizar componentes de aplicaciones de arrastrar y soltar, y conectarlos entre sí para generar una nueva aplicación web o móvil única".

Así que, de forma muy sencilla, podríamos definir a los desarrolladores ciudadanos como empleados ajenos al departamento de desarrollo de una empresa que pueden crear software utilizando un surtido de herramientas Low-Code y No-Code.

Pero, ¿por qué están dando de qué hablar?

Pues bien, al dar poder a los empleados de los distintos departamentos de una empresa, pueden ocurrir varias cosas. La primera es que la generación de ideas, el brainstorming y el desarrollo de nuevo software se convierten en un proceso más diverso, porque entran en el campo de juego nuevos y diferentes tipos de personas. Cuando esto sucede, hay más posibilidades de estar en la vanguardia de la innovación, ya que los prejuicios son menos prominentes (al tener más diversidad se concentran los sesgos en menos o al menos distintos lugares) y la retroalimentación es más interdisciplinaria.

Lo segundo es que los departamentos de TI o de desarrollo pueden liberarse de una sobrecarga de trabajo si los desarrolladores ciudadanos son capaces de construir herramientas para la automatización en sus propias áreas.

Por último, las empresas podrán ahorrar dinero confiando en estas herramientas y en los desarrolladores ciudadanos en lugar de tener un departamento de TI sobredimensionado, en el que la compañía gasta valiosos recursos y no aprovecha al máximo las capacidades de los desarrolladores, ya que estarán ocupados con tareas cotidianas que acaban consumiendo sus días.

Y esto no sólo es beneficioso para las empresas, sino también para los propios empleados. Los desarrolladores ciudadanos y las personas que buscan adquirir estas habilidades son buscados por las empresas por las razones que acabamos de mencionar. Así que si quieres tener una ventaja competitiva sobre tus compañeros, aprender a usar una o dos herramientas No-Code puede ser lo que te haga sobresalir y ser contratado.

Certificado de Adalo

El desarrollo de software ya no es una habilidad de nicho. Los desarrolladores ciudadanos han llegado para quedarse y están aportando valor a las empresas. El próximo Facebook, después de todo, podría no ser creado por una empresa como Microsoft o Google; podría venir de alguien del departamento de marketing de una startup de moda. ¿Quién sabe?


¿Quieres desarrollar habilidades de No-Code? Tenemos los cursos indicados para ti.