Sobre el Coronavirus y el trabajo colaborativo

Mar 09, 2020

Watchmen, la novela gráfica escrita por Alan Moore e ilustrada por Dave Gibbons, termina con una catástrofe que obliga a los líderes del mundo a poner a un lado sus diferencias —y sus guerras—, para, básicamente, salvar a la humanidad. Me acuerdo de esto… por un lado porque soy todo un nerd, pero también por lo que está pasando actualmente con el Coronavirus (COVID-19). Aunque es cierto que medios de comunicación están sacando de proporción algunas cosas, hay que decir que es cierto que muchísimas personas se han contagiado, y miles han muerto. Esto, sin duda, no es poca cosa. Con suerte, los países trabajarán (o están trabajando) juntos para encontrar una cura y contener el virus. Idealmente, sin embargo, no debería necesitarse de una tragedia para unir al planeta.

Pero quiero voltear el tablero hacia un ángulo más amable. Espero que estos líderes puedan ayudarse (y ayudarnos), porque he visto que la colaboración funciona. He visto al nicho en el que estamos trabajar de ese modo. El movimiento del No-Code, si algo es, es colaborativo. Como comunidad emergente, las plataformas, herramientas, blogs, podcasts y todo lo que rodea a esta forma de desarrollo, cuenta en sus pares para prosperar, porque sabemos que no podemos lograrlo solos. Voy a parafrasear una camiseta de un gran video musical: Nadie debería ser una isla.

Así que quiero tomar esta oportunidad para felicitar a todos los involucrados. Quiero que nos demos un espaldarazo porque siento que estamos haciendo las cosas como seres humanos que se reconocen a sí mismos en los otros, no como hambrientos de poder sin ningún fin más allá de ese. Basta con ver lo que ha hecho Joshua Tiernan (@Joshua_Tiernan en Twitter. Síganlo). Él es tal vez la definición de ‘colaboración’ en este círculo. JT ha hecho posible la existencia de una comunidad de más de 1300 fundadores de No-Code en Slack, que además crece sin parar todos los días. Siempre está en la constante búsqueda de ayudar a su comunidad, buscando personajes interesantes para ayudar al movimiento y abierto siempre a cualquier cosa que pueda beneficiar a los creadores y usuarios de No-Code.

También está Vlad Magdalin. Obviamente. El progreso, la visibilidad y la genialidad de Webflow han sido fundamentales y muy influyentes en compañías más jóvenes (como nosotros); ha sabido tomarse el reflector responsablemente y ha ayudado a dar luz a otros acercamientos al No-Code. Creo que eso es bastante genial.

Y, por supuesto, están los ‘makers’. He hablado antes de Sarkis. Soy fan, no me importa. Con su nueva idea, Sarkis —de la mano de Michael Gill— está dando vida a la misma cosa de la que estoy hablando. Su proyecto del No-Code Rumble es algo realmente especial. Aquí lo define perfectamente en un tuit:

Tuve una idea muy simple. Crear un evento anual que reuniera a la comunidad de nocode como nunca antes. Y en vez de hacerlos competir a unos contra otros, lo haremos juntos para crear productos de impacto que demuestren el poder del #nocode.
¡AQUÍ VAMOS!

¡Esto se ve increíble!

Así que mantengamos ese espíritu y sigamos uniendo fuerzas. Hagamos cada vez más cosas disponibles para todo el mundo y expandamos el movimiento. Desearía que el mundo, en su estado actual, aprendiera un par de cosas de ustedes, chicos.

En medio de estos días sombríos, quiero brindar por ustedes.

¡Salud!

const headerTagLinks = document.querySelectorAll('.js-header-tag-link'); for (x = 0, l = headerTagLinks.length; x < l; x++) { const lang = headerTagLinks[x].getAttribute('data-slug').split('-')[1]; const shouldRemoveLink = lang !== document.documentElement.lang; if (shouldRemoveLink) { headerTagLinks[x].remove(); } }